Canción actual

Título

Artista


Arte y Cultura

Página: 8


Un correo con su firma pide que evaluemos si el poema nos parece publicable. Sería correcto si no llevara la firma de Vicente Zito Lema, periodista, abogado, militante de derechos humanos. Poeta, Vicente también es un poeta. “Necesito dejar mi huella en este momento tan dificil que enfrentamos”, nos dice. Y le abrimos la puerta, porque nos honra su presencia. Antes, le decimos que la huella ya está hecha, que está en quienes venimos desde atrás pisar ese mismo camino. Aprender de sus virtudes y también, por qué no, de sus posibles errores. (Por Vicente Zito Lema para La Retaguardia)📷 Foto: Zito Lema visitando a Alfredo Grande e Irene Antinori en Sueños Posibles, el programa radial de Radio La Retaguardia. Pagarás con usura hasta el suspiro final la gracia de estar vivo Como el último judío como el primer cristiano… (Exilio, 1978) Subiendo a duras penaspor un sendero del Agoraescucho entre las piedras″Aquí lo encerraron a Sócrateshasta el día de su muerte″La ley del privilegio no distingueel bien del mal, avisa el búhoy hay un olor a tormenta que se cuela…″Fue un preso político,necesitaban su silencioy la oscuridad en sus ojos″Los búhos ven la mañana en la nochey vuelan…Yo pienso en mis propios compañerosque esperan en la cárcel… Tan rápido como el caballo aladoaquí viene a mi cabeza la Apologíaque a Sócrates le brindó Platón…Sabio como pocos en la idea / que instituyela materia / dejó al desnudo las traiciones del alma /que tejen y destejen las criaturas humanasen nombre del poder… Ahogado, me siento sobre un mármolpulido por los viejos dioses de la infancia,tan rencorosos siempre… en los años de los años…Busco el aire como un simple mortaly me pierdo en los caminos del exilio…Los he andado en la luz y la penumbrasin músicas… sin puertos ni navío…Son duras las reglas del naufragio… Las cartasse juegan a cara de perrocon la muerte / el destierro / la cárcel…Hay que arrojar bien lejosel pescado del ayer… Dejo atrás las telarañas del sueño…Soy parte del viento, su pálida colina…y logro recordar lo que escribí en Holanda / apenasllegado…″Más lejos no habrá un lugar para mí,debo guardar con pudor el alma…″ Yo estaba por entonces muy lunático,muy pasado…Dicho en lengua simple: olía a ginebrajunto a los canales…Y acaso así pude entender porqué Sócrateseligió la muerte antes que el destierro de AtenasVolviendo piedras sus preguntasde pura gracia… De estas cosas oh diosa de la Belleza,la mismísima Afrodita,aún no hemos disputado suficientefrente a las Tres Marías… o la Cruzdel Sur, que alumbran mi hemisferio…Es tiempo que lo sepas:Tendrás que hacerte cargo de la historiacon las manos sin guantes…La sangre nunca es blanca…Tampoco la lluvia pasa de largosin dejar huellas en los cuerpos… Como un antiguo creyenteque sigue prendiendo velas…Pongo a tus pies Bellezalo que escribí aquella tarde⎯ no importa si era invierno,  si caíauna nieve negra o si brillabade tanto oro el aire ⎯cuando abracé a Sócratescon el amor de un loboque aúlla…Lejos de la luna que igual erauna luna recibiendo a los muertos… Ya bajo del Templo de Erecteion / en mis ojosquedan sus seis mujeres gigantes / de cabellerarizada que cuelga hasta el piso…Mis piernas están flojas / doy un paso y despuésotro paso / midiendo el vacío / para no caer…También los compañeros dan un paso /y otro paso por el patio de la cárcel,para no caer… Allá muy allá están los cielos…Duele verlos…La luz se aleja entre las nubes,primero húmedas y ahora moradas…Mañana prenderé un fuego…Se trata de contar las horas / de no olvidar…En la arena quedan nuestras máscaras…Tristes / mustias / abandonadas…Aquí en el Partenón la eternidadtambién es fugaz…Dura lo que dura una mirada…Apenas un sueño… Vicente Zito LemaEnero de 2020

Este sábado 30 de noviembre y el próximo sábado 7 de diciembre se llevará a cabo una muestra de danza a cargo de la profesora Viviana Mercurio donde mujeres adultas y mayores desempeñarán la performance. El espectáculo Entre Italia y Argentina será en el Teatro Empire, Hipólito Yrigoyen 1934, Ciudad de Buenos Aires, y contará con artistas invitados y música en vivo. (Por La Retaguardia)Viviana Mercurio es profesora de danza, bailarina, coreógrafa y directora de la muestra de mujeres y adultas mayores que tendrá lugar en el Teatro Empire, de la Ciudad de Buenos Aires. Hace años decidió dejar su Italia natal para venir a estudiar a Buenos Aires con la célebre María Fux, quien ha desarrollado un sistema especial de Danzaterapia en la Argentina. Durante su búsqueda profesional se maravilló con el método de Fux y encontró una vocación que hoy en día desarrolla con una fuerte pasión. Mercurio desarrolló un método propio de danzateatro y danzaterapia basándose en el método de María Fux orientado a mujeres mayores y adultas con poca o nula experiencia en la danza. En charla con La Retaguardia, Mercurio contó su historia de autoconocimiento y cómo desarrolló su pasión por la danza dirigida hacia aquellas personas que comenzaron a relacionarse con el ballet a edades más tardías que las habituales: “Durante una de mis estadías en Buenos Aires me di cuenta lo extraordinario del método de María Fux y por eso decidí quedarme a estudiar con ella en Argentina. Ella me aconsejó que si quería profundizar su método tenía que estar a su lado. Tuve que cerrar los cursos que tenía en Italia, de danzaterapia y danza creativa para niños. En Buenos  Aires, encontré el Teatro Coliseo que estaba abriendo espacios para personas que quisieran dar talleres en lengua italiana. Empecé a dar clases en el Teatro Coliseo, en la sala Vittorio Gassman. Empecé dando clase de danzaterapia una vez por mes. Las personas que se acercaron a mis clases eran personas que amaban danzar, personas que lo hacían de pequeñas y por cuestiones de la vida tuvieron que dejarlo. En ese momento, también daba danza clásica a adolescentes. En unas vacaciones de verano, conocí un proyecto llamado Cisnes de Plata, con personas adultas y mayores que bailaban danza clásica, sin haber tomado nunca clases de danza o habiéndolas tomado mucho tiempo atrás. Cuando vi ese proyecto sentí una cosa muy fuerte dentro de mí. Sentí que tenía que hacer eso en la vida, sentí que era mi camino. Cuando volví de las vacaciones decidí abrir en febrero un curso de danza clásica para adultos y mayores. Mis alumnas de danza terapia se engancharon en este curso y despacito empezamos a sembrar la danza clásica con una idea diferente. Una idea desde el disfrute, de hacer danza del alma, una idea de cumplir esos sueños que parecen nunca poder cumplirse o, por lo menos, no en esa vida. Era pensar cómo se puede danzar ballet de otra forma. Eso no quiere decir cambiar la técnica sino hacerlo con la posibilidad que cada persona tiene y con sus límites. Sin la exigencia ni todo lo que tiene que ver con el estudio de la técnica clásica cuando se es joven. De joven se exigen cosas que el cuerpo puede dar porque estamos en otra etapa de la vida. Cuando somos adultos y mayores lo que podemos hacer es otra cosa. Cosas ligadas a la técnica básica, sin los grandes saltos o giros. Hay cosas que mis bailarinas saben que no pueden hacer y hay cosas que mis bailarinas se van a sorprender porque van a lograr hacer”, dijo. Viviana transmite a sus alumnas la importancia de ser conscientes acerca de las limitaciones del cuerpo, pero sabe que ello no es un impedimento ante el deseo de danzar: “Lo más importante es tener presente por qué se hace eso y para qué se hace eso. El cuerpo tiene una etapa y no es lo mismo un cuerpo de 30 años que uno de 70. El cuerpo es diferente en cada etapa de la vida. Se tiene que abrazar este cuerpo, cuidarlo, respetarlo y escucharlo. Eso es lo que propongo en mi clase, con el mayor disfrute que se pueda y con un trabajo con bastante disciplina. Por supuesto, hay que respetar lo que el cuerpo puede dar en cada etapa de la vida. Mis talleres de danza terapia tienen que ver con las emociones, con lo que se vive diariamente que se puede transformar gracias a las imágenes que nacen de la música. Es una improvisación con pauta definida respecto a lo que yo ofrezco en cada clase, a las consignas y música que doy en cada clase”, contó Mercurio, que también brinda otras clases para quienes deseen explorar las artes de la danza: “Otro taller que doy es el de danza teatro. Allí desarrollamos una escucha sobre las emociones y los recuerdos que cada uno tiene. Intentamos no limitar ninguna de las posibilidades respecto a lo que puede surgir con el cuerpo y con la palabra. En este taller, trabajo con las repeticiones de los movimientos. Movimientos continuos que permiten entrar en otro estado energético”, expresó.Una de las sensaciones más bellas que transmite la profesora Mercurio es su amor por la danza: “Todos podemos bailar, todo lo podemos hacer. La danza nos salva. Danzamos, sino estamos perdidos”. La directora del espectáculo invitó a todas las personas a que vayan a ver bailar a sus alumnas y comprueben esta posibilidad que ofrece desarrollar la danza sin importar la experiencia previa ni la edad: “La muestra de fin de año de mis alumnas va a ser en el Teatro Empire los próximos sábados 30 de noviembre, 15:30 horas, y 7 de diciembre a las 11 horas. La muestra desarrolla las relaciones que tengo con mi ser migrada y con mi vivir en Argentina. Vamos a desarrollar las posibilidades en estos mundos. Va a haber músicos invitados. La muestra está dedicada totalmente a mis alumnas. La idea es

Un fondo oscuro, donde predominan nubes tormentosas. A la derecha, la Ciudad de Buenos Aires que recibe un estacazo del Obelisco a la altura de Caballito, su corazón geográfico. La sangre, que chorrea por el mapa, se transforma en un reguero de tinta roja que anuncia que el Festival Buenos Aires Rojo Sangre cumple dos décadas. Veinte años de horror, suspenso, crímenes, corridas sudorosas hacia la inevitable muerte, fantasías varias y buen cine. El programa Hora Libre, conducido por Matías Bregante, Natacha Bianchi y Rodrigo Ferreiro, entrevistó a Ariana Bouzón, una de sus organizadoras. (Por La Retaguardia) Fotos: Página Oficial Buenos Aires Rojo Sangre  El jueves 21 de noviembre el barrio de Belgrano fue testigo de escenas apocalípticas. El grupo de teatro Manicomio Freakshow inundó el cine Multiplex de Belgrano, con monstruos de todo tipo, para dar inicio a la vigésima edición del Buenos Aires Rojo Sangre, el festival anual que reúne una centena de películas internacionales de terror y géneros afines, que se estará desarrollando en su edición 2019 en esa sala, ubicada en la calle Vuelta de Obligado 2199, hasta el domingo 1 de diciembre. “Inauguramos con Golem, la película inglesa de Doron y Yoab Paz, y vamos a estar durante más de una semana desde temprano hasta muy tarde, no solo con proyecciones de filmes, sino charlas de autores, cineastas, talleres, actividades, tanto en la Sala Multiplex como en el Museo Sarmiento, ubicado acá a dos cuadras”, comienza Ariana Bouzón, que pertenece al comité organizador del Festival. Y prosigue: “las entradas son muy accesibles, salen cien pesos, y si se sacan por internet un poco más caras, pero igual siguen siendo mucho más baratas que las de funciones de salas de cine convencionales”. El Festival Buenos Aires Rojo Sangre no es el único en su tipo en la región. Bouzón deja en claro esto: “Existen muchas otras experiencias. Brasil tiene el Fantaspoa, en Porto Alegre, que es uno de los más importantes, con cerca de quince ediciones. Nosotros somos el primero, el más longevo, pero acá hay dos más, el 1000 Gritos, en Punta Alta, y el Terror Córdoba. En Uruguay están el Montevideo Fantástico y el Nox Film Fest en Salto; en Chile; en Puerto Rico; en México hay un montón, entre ellos el Macabro y el Mórbido. Y, por supuesto, estamos en contacto con ellos, porque al ser un cine más específico estamos obligados a tener conexiones”. El apoyo del Estado, comenta Ariana, es escaso. “Solo recibimos subsidio del Incaa, desde hace mucho, casi dieciocho años. En 2019 logramos el mecenazgo, que nos habilita a conseguir aportes privados, aceptados por el Estado, que nos viene bien para renovar algunas cosas como computadoras y proyectores”. La independencia económica tiene sus ventajas, y Bouzán las sabe: “Realmente programamos lo que queremos, no hay bajada de línea de nada, no hay limitaciones, el público en ese sentido no se va a sentir estafado nunca. Nunca ningún sponsor nos ha modificado una programación. El que se acerca sabe donde se está metiendo, que eso no lo negociamos”.  El Buenos Aires Rojo Sangre no es, lógicamente, solo una exposición de películas. Hay premiación. “Tenemos cuatros competencias. La internacional y la iberoamericana, con jurado. La bizarra es con voto del público. Y además está el Fin de Semana Sangriento, donde la gente se inscribe, se les dan unas bases, unas pautas, y en 72 horas deben filmar un cortometraje. Este también es con jurado, y hay que pagar una pequeña inscripción, pero los premios son bastante buenos”, aclara Ariana. El Festival, que tiene cuentas en las principales redes sociales y una página web*, comenzó con la Avant Premiere de Gólem, La leyenda, pero, como es de esperar, posee muchas otras joyas recomendables. “Tenemos la primera película de terror panameña, Diablo Rojo, y van a venir sus realizadores. Eso es una rareza. Hay colombianas; una venezolana de zombies, Infección, que comentan que es de lo mejor del Festival. Son más de ochenta películas y doscientos cortometrajes, así que hay mucho para ver”, invita Bouzán.  Además de las películas y los cortos, también hay ferias y talleres. En ese marco, se va a estar presentando un libro, Buenos Aires Rojo Sangre: 20 años de cine, hemoglobina y autogestión que narra las peripecias de estos veinte años de horror porteño. “Es un lindo libro. Que cuenta la historia de los veinte años, es de fácil lectura, recorre cada Festival, año por año, cada capítulo es una edición, y tiene un invitado, que no necesariamente es cineasta. Cada uno da su punto de vista, cuentan cómo llegaron al festival, y dan sus puntos de vista. Tiene anécdotas, algunas graciosas, otras terribles, fotos, y un índice con la programación de cada uno de los veinte festivales”, describe Ariana. * festivalrojosangre.com.ar

Se presentó el libro Somos Belén en la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires. Participaron Ana Correa, la autora -abogada, comunicadora y feminista-; Nelly Minyersky, abogada, docente de la facultad y militante de la Campaña por el Aborto Legal; Soledad Deza, abogada de Belén; la escritora Claudia Piñeiro; Dolores Fonzi, actriz; el actor Gonzalo Heredia; y la periodista Ingrid Beck, que ofició de presentadora. Cerca del final del acto, llegó Alberto Fernández a brindar su apoyo, avalando todo lo que el libro expresa y lo que las compañeras pedían cantando: ¡Que sea ley! La Retaguardia estuvo allí. (Por Agustina Sandoval Lerner y Pedro Ramírez Otero para La Retaguardia) El salón de actos de la Facultad de Derecho de la UBA se pintó de verde. Fue en el marco de la presentación del libro Somos Belén, de Ana Correa, que cuenta la historia de la joven que estuvo 29 meses presa por llegar al hospital luego de un aborto espontáneo.Cerca de las 19 comenzó la presentación, luego de los cantos de las compañeras feministas. Le tocó comenzar al actor invitado Gonzalo Heredia, que leyó parte del prólogo, escrito por Margaret Atwood, la autora de The Handmaid’s Tale (El Cuento de la Criada). La actriz Dolores Fonzi continuó leyendo un fragmento del libro, donde se comparten las palabras de Belén: “A tres años de mi libertad grito muy fuerte: vamos las pibas que el patriarcado se va a caer”. Cuando tomó la palabra Nelly Minyersky -abogada, docente de la facultad y militante feminista- el silencio y la emoción tomaron el ambiente, para luego despedirla cantando con felicidad: “Nelly, Nelly, Nelly corazón, acá tenés las pibas para la revolución”.Luego llegó el momento de los agradecimientos de la abogada de Belén, Soledad Deza, que contó cómo se conocieron y cómo trabajaron desde el comienzo junto a las profesionales y las militantes que acompañaron la causa.La escritora Claudia Piñeiro, también invitada a la mesa de la presentación, contó algunas cosas puntales del libro y del trabajo de la autora, Ana Correa. Belén no quería mostrarse cuando la liberaron, Piñeiro contó que le cuestionaron su decisión de mantener su cara oculta “y finalmente afuera la esperan un montón de mujeres con máscaras, le dan una máscara y son todas máscaras que se van. Y nadie sabe quién es Belén”. La llegada del presidente electo, Alberto Fernández, llamó la atención del auditorio y, luego de las fotos y los aplausos, finalizó Claudia con su participación: “Es un libro político por muchos motivos. Porque se reserva dar los palos que hay que dar, porque todos sabemos que en Tucumán pasan cosas complicadas con respecto al derecho de las mujeres, y el libro también lo cuenta”.Llegó el final de la presentación, con las esperadas palabras de la autora, Ana Correa, que entre agradecimientos y anécdotas, le habló directamente a la sociedad: “Nadie puede enterarse de lo que vivió Belén y seguir viviendo como si nada. Ojalá volver a hablar de esta historia sirva para que en el país nadie siga como si nada”, y finalizó: “El movimiento de mujeres y también el colectivo LGTB+ quiere y puede estar en primera fila defendiendo los derechos de todos, pero para eso necesitamos que nuestros derechos estén garantizados. Por Belén, por nosotras, por ustedes, por todos, por la democracia plena. Nunca más una mujer presa por aborto, ninguna niña más que sea obligada a parir, ninguna muerta más por aborto clandestino”.Alberto Fernández fue invitado a subir al escenario a sacarse fotos y tomó el micrófono. “Estando, estoy avalando lo que se está diciendo. Y eso es lo único que implica que esté acá: que avalo todo lo que se dice, que avalo lo que planteás en tu libro, que es un hecho que debe darnos vergüenza como sociedad y que no queremos seguir pasando vergüenzas. Queremos más libertad para todos y más derechos para todas”, expresó.Por Belén, y por todas las demás, sólo cabe el aborto legal.

El Cine el Plata, ícono del barrio porteño de Mataderos, continúa cerrado hace años mientras los vecinos y vecinas luchan para lograr la reapertura. El Jefe de Gobierno Porteño, Horacio Rodríguez Larreta, hizo la promesa de que en poco tiempo el espacio iba a reabrir su puertas. Natalia Márques, de la Coordinadora de Vecinos y Vecinas en Defensa del Cine el Plata, fue entrevistada por Fernando Tebele y Pedro Ramírez Otero en el programa radial La Retaguardia, criticó el anuncio y dijo que es una mentira más del Gobierno de la Ciudad en una lucha que ya lleva casi 12 años. (Por La Retaguardia)Fotos: Fernando SalimbeneEn pleno debate entre los candidatos para la Jefatura de Gobierno Porteña, Larreta había prometido que iban a recuperar el Cine el Plata para el disfrute de todos los vecinos y vecinas, y para brindar un mayor acceso a la cultura en el barrio. Una de las integrantes de la Coordinadora de Vecinos y Vecinas en defensa de ese espacio, Natalia Márques, criticó el anuncio y tildó al Jefe de Gobierno de la Ciudad de mentiroso.Márques contó la historia de lucha que llevan los y las integrantes defendiendo el Cine el Plata: “El cine, como tal, cerró sus puertas en el ’87. Yo soy parte de una generación que no tuvo acceso al cine. Las luchas barriales trascienden en el tiempo. Hay integrantes históricos de la Coordinadora que yo no llegué a conocer. En 2005, el Gobierno de la Ciudad bajo la gestión de Aníbal Ibarra compró el edificio que es propiedad de todos y todas nosotras con el fin de hacer un centro cultural para el barrio. Cuando en 2007 asumió Mauricio Macri, nos enteramos de la posibilidad de que se derribe el edificio para construir ahí un Centro de Gestión y Participación Comunal (CGPC) de la Comuna 9. Los vecinos empezaron a organizarse y de a poco comenzó a conformarse lo que después fue la Coordinadora por el Cine el Plata. Es un reclamo que va camino a cumplir los 12 años”.Una pequeña victoria: “En 2011 se frenó la demolición. Creo que el contexto político ayudó. Así comenzó esta lucha. Se produjo una inauguración muy parcial, en 2011, de una primera etapa que consistió en 2 microsalas. El proyecto que se había constituido y por el que se peleó es una gran sala, abajo, con capacidad para 600 personas, dos microsalas arriba y también espacios de uso reducido para dictar talleres y cursos. De todo eso se logró una inauguración parcial. Después vino una tormenta muy grande. Se volaron unos techos. Nunca se avanzó en la segunda etapa. Finalmente, estas aperturas fueron parciales. Los recuerdos que tenemos son de un espacio que no estaba siempre abierto, con piso de cemento, butacas incómodas y no acondicionadas para pasar las vacaciones de invierno. Eso no inhibe que parar la demolición haya sido un triunfo. Estos procesos son largos y la lucha no se abandona”, aseguró.Natalia contó que el cine “está cerrado totalmente desde fines del 2015. Pese a haber sido reconocida como parte litigante, la Coordinadora no tiene acceso al edificio”. Y se refirió a la promesa del Jefe de Gobierno Porteño: “En vísperas de las elecciones llegó esta promesa de reapertura por parte de Horacio Rodríguez Larreta. En el debate de la Ciudad, Larreta dijo que el barrio de Mataderos iba a estar recuperando en breve el Cine el Plata con un nivel de impunidad y cinismo que es fenomenal. Salimos a declarar y expresar lo mentiroso de esta promesa. Hablan como si no fueran los responsables de la desidia y del abandono que pesa sobre el cine. Prometen como si no fueran oficialismo hace 12 años”, criticó.En el aspecto judicial, el Gobierno Porteño también está en falta: “Hay una sentencia firme que data desde el 2013. Hay una ley que se sancionó en diciembre del año pasado establece que tienen que destinar los fondos necesarios para terminar la obra. Incluye al Cine bajo la órbita del Complejo Teatral de Buenos Aires. Incumplen un fallo judicial y 12 años de lucha”, denunció.Márques criticó también la falta de diálogo con el Gobierno Porteño para lograr llegar a una solución: “Instancias de diálogo no hay desde principios del año pasado o antes. La que queda es la vía judicial. Hay abogados y abogadas siguiendo la causa judicial y ese es el vínculo que hay. Las excusas del otro lado son irrisorias. Han llegado a contestar que la culpa la tiene la Legislatura porque el presupuesto que votó no incluyó los fondos suficientes, desconociendo algo básico que es que los presupuestos los presenta el Ejecutivo”, cerró la integrante de la Coordinadora en Defensa del Cine el Plata. DESCARGAR

La obra del Grupo de Teatro Catalinas Sur se estrenó el sábado 14 de septiembre en El Galpón de Catalinas, La Boca. El director de la Atípica, Gonzalo Domínguez, habló con Christian Madia, conductor del programa Detrás de las Paredes que emite Radio La Retaguardia, y contó acerca de este espectáculo. (Por La Retaguardia) Foto: Fabricio Chaar Letourneau)“A cada desconcierto, una canción” es la consigna con la que se estrenó el nuevo proyecto de la Orquesta Atípica Catalinas Sur, dirigida por Gonzalo Domínguez. Las funciones serán todos los sábados a las 22 horas en el Galpón de Catalinas, Benito Juárez Galdós 93, en el barrio porteño de La Boca. En el programa Detrás de las Paredes que emite Radio La Retaguardia y conduce Christian Madia, el director contó sobre la conformación de la Orquesta Atípica y un poco de la historia del Grupo de Teatro Catalinas Sur: “Es una orquesta que nace dentro del grupo de teatro comunitario Catalinas Sur. Este es el onceavo año en que venimos trabajando. Es una orquesta integrada por 60 vecinos, músicos, músicas y no tan músicos, de todas las edades. Hay niñas que están desde muy chiquitas en la orquesta hasta gente de casi 80 años. Tenemos una forma de ingreso al grupo en general, no solo a la orquesta, a través de talleres que funcionan todo el año. Hay clases de distintos instrumentos. Son los mismos integrantes de la orquesta los que dan las clases. A partir de los talleres vamos sumando a distintos espectáculos. Todos los espectáculos son musicales o tienen música en vivo. Convocamos a los que están en condiciones de participar de acuerdo a lo que se necesite”, expresó Domínguez y explicó la manera de seleccionar el repertorio para los espectáculos: “El modo de elección del repertorio es colectivo. Vamos haciendo distintos trabajos de búsqueda, de ver qué queremos decir. El repertorio está conformado por 14 o 15 canciones orquestadas, que son canciones largas que llevan bastante trabajo. No llegamos a renovarlas por completo sino que hay una renovación permanente. A veces, hasta cambiamos el repertorio en mitad de la temporada de concierto. Hay distintas formas que nosotros tenemos de ir buscando y pensando las listas. Hay trabajos de improvisación teatral, además de musical. Hay canciones que son compuestas puntualmente por una necesidad de la dramaturgia del espectáculo y hay otras que son elegidas de acuerdo a una historia que a nosotros nos interesa contar. Somos muchos y todo el mundo opina y propone”, manifestó.Domínguez se refirió a las complicaciones que trae la crisis económica que se vive en el país a la hora de llenar las salas: “Es bastante difícil. Tenemos la ventaja de que la sala es nuestra. Es muy difícil sostener la convocatoria de público. Hay momentos de más gente y de menos. Además, estamos fuera de un circuito de salas teatrales. Es más complicado que la gente llegue a La Boca. Hay que estar permanentemente difundiendo, convocando e invitando. Somos muchos, pero hace muchos años que estamos y el círculo de familiares y amigos se va terminando. Está muy difícil. Hoy en día, una salida al teatro y comer alguna cosita es bastante plata. Tenemos precios muy populares, pero de todas maneras está difícil”, se lamentó el director, que de todos modos supo decir cómo enfrentar estas adversidades: “Las crisis las afrontamos haciendo más. Es la única manera que tenemos. Lo que tenemos al alcance de nuestra mano para pelear la crisis es diciendo lo que nos pasa y producir. Mientras más crisis hay, más necesidad de producción hay y más nos metemos a hacer cosas. De alguna manera nos la rebuscamos para seguir adelante”, manifestó Domínguez en Detrás de las Paredes.Desconcierto se estrenó el sábado 14 de septiembre a las 22 horas, y permanecerá todos los sábados de septiembre, octubre y hasta el 9 de noviembre. Las entradas pueden conseguirse a través de la página web www.catalinasur.com.ar, o también mediante las redes sociales del grupo de teatro.“Es un espectáculo distinto, es una orquesta diferente. Hay una gran puesta teatral y escénica. Todo el mundo disfruta mucho de hacer esa función. Se transmite mucha alegría por más que se estén diciendo cosas cargadas de ideología. Lo hacemos desde un lugar de alegría, de celebrar, hacer música y estar en el escenario. La van a pasar bien” aseguró el director del espectáculo, Gonzalo Domínguez.

El club de Boedo homenajeó a sus socios, simpatizantes e hinchas detenidos-desaparecidos y asesinados en la última dictadura. (Por Luis Enrique Angió para La Retaguardia)Fotos: Luis Enrique Angió La Subcomisión de DDHH, conjuntamente con la Subcomisión del Hincha y la Comisión de la Memoria de Boedo, integrante de la red de Cultura que homenajea a las y los detenidos-desaparecidos del barrio, entregó 17 carnet en carácter de honorarios a socios, simpatizantes e hinchas que -más allá de su simpatía por los colores azulgranas- tenían una militancia política, social y gremial en la década de los 70. Como otros clubes de fútbol que también han reconocido y siguen reconociendo a sus simpatizantes víctimas de la dictadura cívico-militar-eclesiástica, víctimas de un genocidio y de crímenes de lesa humanidad. Los homenajeados fueron Daniel Schapira, Oscar Forlenza, Juan Carlos Martínez, Horacio Pietragalla, Jorge Argente, Guillermo Barros, Carlos Vivas, Eduardo Seghezzo, Emilio De Lorenzo, Alberto Pastor, Diego y Luis Guagnini (hermanos desaparecidos en Boedo), José Orlando, Luis Zuckerfeld, Osvaldo Balbi, Marcos Zuker y Jorge Julio López.El club de Boedo viene desde hace años reivindicando la recuperación de los terrenos de Av. La Plata, despojados por una maniobra inmobiliaria operada por el entonces Intendente de la Ciudad en épocas de la dictadura, Osvaldo Cacciatore. Su lucha logró la Ley de Reparación Histórica donde hoy se levanta el polideportivo y posteriormente la Ley de Restitución Histórica, por la que se aprobó en la Legislatura la devolución de los terrenos. La Subcomisión de DDHH encaró tareas contra la violencia institucional, la violencia de género, de educación sexual integral y la reivindicación de los Ex Combatientes de Malvinas.En el acto se recibieron, entre otras adhesiones, la del Espacio de Memoria del Ex Centro Clandestino, Tortura y Exterminio Club Atlético, la Asociación de Ex Detenidos-Desaparecidos, e integrantes de la Comisión de DDHH de Trenque Lauquen.Hijas, hijos y demás familiares recibieron de manos de integrantes de estas organizaciones los carnet de Socios Honorarios, entre ellos el de Jorge Julio López, tío de Claudio de Simone, hincha del Club -que lo recibió Margarita, madre de Claudio y hermana de Jorge Julio López-. También Horacio Pietragalla, hijo recuperado, recibió el carnet a nombre de su padre. Al recibir el carnet dijo: “tuve la suerte de que la familia que me crió anteriormente, que fueron mis apropiadores, que tuvieron complicidad con esa dictadura, eran de San Lorenzo y uno de los terrores cuando fui a Abuelas -que me iban a dar el resultado- que me dijeron que era hijo de Liliana y de Chacho, el terror que tenía era que me dijeran que mi papá era de Boca o de Huracán… mi tío estaba en esos momentos con hepatitis y no pudo estar en ese acto, y como la familia de mi viejo no se acordaba de qué cuadro era mi viejo. Hasta una semana después que me encontré con él, lo primero que le pregunté era de qué cuadro era mi viejo, y me respondió: ‘Tu viejo era cuervo’”.Otro que recibió el carnet de Socio Honorario fue Osvaldo Barros, integrante la Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos, por su hermano Guillermo José, que era maestro en una de las escuelas de Lugano 1 y 2. Hoy hay una escuela, la 21 del Distrito Escolar 19 de Villa Soldati que lleva su nombre.Diego Julio y Luis Rodolfo Guagninni, hijos de Catalina Guagninni, fundadora de la Asociación de Familiares de Detenidos Desaparecidos, también fueron homenajeados. Una de las familiares que habló, reivindicó la lucha de los organismos de DDHH, que logró que uno de los asesinos de Diego Julio Guagninni fuera juzgado y condenado, solicitando además la cárcel común para todos los genocidas.Osvaldo Domingo Balbi, era periodista y poeta. Su hija lo recordó como militante, pero también lo que significaban para él los colores de San Lorenzo y lo que para ella significa el carnet que le han entregado: “esto es algo más cálido y más cercano, es algo más vital. No es un nombre en una pared. Es un carnet, porque yo tampoco tengo el cuerpo de mi papá; no se quien lo mató. Sé que estuvo en el Vesubio. Entonces está vivo… este carnet me lo trae de manera muy humana, muy cálida, muy real, y me parece que esos son los lazos que tiene que hacer un barrio, como está  haciendo memoria el club, la Subcomisión del hincha y la Subcomisión de DDHH.”La familia de Ricardo Marcos Zucker fue de las últimas en recibir su carnet. La encargada fue su sobrina, la hija de Cristina -hermana de Ricardo, que peleó toda su vida para reivindicar la lucha de su hermano-. Al recibirlo, recordó que cuando nació estaba en el exilio de su mamá en España e hizo un reconocimiento muy especial “agradeciendo a todos los muchachos de Defensores de Belgrano, a la Agrupación Marquitos Zucker, que mi tío estaría tan feliz de tener una tribuna en ese estadio. Agradecer a todo el club de San Lorenzo y coincido que es tenerlo un poco vivo en este carnet”. Tanto durante el acto como en el cierre, se vivieron situaciones de mucha emoción y muchos recuerdos de los momentos compartidos por cada homenajeado y los y las que tuvimos la suerte, no solo de sobrevivir a esa nefasta dictadura, sino de compartir nuestros años de infancia y adolescencia en ese querido club desde fines de los años 50′ hasta fines de los 70′, cuando la dictadura nos arrancó un pedazo de los mejores años de nuestras vidas, mandándonos a un exilio, no de patria, sino de barrio. Donde además de no tener lugar para compartir y disfrutar de ver a nuestro equipo de fútbol, sino además de nuestra vida social en un club que tenía todo para quienes en el barrio gozábamos de la pileta de natación en verano, de los partidos de básquet en el viejo gimnasio San Martín, o de ver bajo la tribuna visitante entrenar a “Ringo” Bonavena, a pesar de ser de Huracán y antes que sea un ídolo nacional, dirigido por

La empresa que busca demoler el Cine Teatro Urquiza denunció a la asamblea de vecinos por daños y perjuicios. Se trata del histórico edificio de Parque Patricios, defendido por los vecinosy vecinas por su fachada histórica y su aporte cultural al barrio. Luego de las primeras idas y vueltas judiciales, se acordó que la empresa Establecimiento Campana SA conservaría lo más posible la fachada y construiría -de acuerdo a la ley nacional- otro teatro. Sin embargo, ahora demandó a los vecinos y exige una indemnización de 400 mil pesos. Jonatan Baldiviezo del Observatorio del Derecho a la Ciudad, abogado de la asamblea, explicó el conflicto en el programa La Retaguardia en diálogo con Fernando Tebele. (Por La Retaguardia) “Una asamblea de vecinos preocupados por la demolición del Cine Teatro Urquiza, en el año 2013 presentó una acción judicial. Se solicitaba el cumplimiento de una ley nacional que establece que una vez que se demuele una sala teatral se tiene que reemplazar por otra que tenga, al menos, el 90% de la cantidad de butacas de la sala teatral original. Además, se reclamaba que ese edificio merecía una protección patrimonial porque era icónico de la identidad del barrio de Parque Patricios. La Justicia terminó estableciendo que la cuestión de reemplazo de la sala teatral iba a ser resuelta una vez que el propietario Establecimiento Campana SA presentara los planos en el gobierno porque todavía no contaba con permiso de obra. Con relación a la cuestión patrimonial, luego de varios vaivenes se terminó con un acuerdo en el que Campana SA decidió reconocer algo bastante obvio: que iba a cumplir con la ley”, explicó. “Que iba a construir, en caso de demoler el edificio, una nueva sala teatral respetando la normativa. Además, reconocía cierto valor cultural y patrimonial del inmueble, por lo que el nuevo edificio iba a ser similar para proteger la imagen de la fachada del inmueble, algo que pretendía la Asamblea en defensa del Cine Teatro Urquiza”, agregó.Según Baldiviezo, “con este acuerdo terminó cerrado el pleito, los vecinos se quedaron esperando cuál iba a ser el proyecto que se iba a presentar, que respetara la normativa vigente y, también, cómo se iba a realizar esta fachada del edificio que respetara lo más posible la fachada original. A un año casi de que se haya homologado ese acuerdo por parte del Tribunal Superior de Justicia de la CIudad. Ese acuerdo establecía que tenía que haber un comportamiento de buena fe y colaborativo entre las partes, la empresa y los vecinos. A un año, nuevamente los vecinos recibieron una carta documento -que no es la primera- antes de cerrarse el proceso judicial. La empresa inició un proceso de demanda a través de una mediación prejudicial, justamente la instancia obligatoria que establece la ley. Esto se hizo en 2017, un año antes del acuerdo. En ese momento lo vimos como una especie de presión para que los actores terminen desistiendo de la acción”.“A un año del acuerdo, nuevamente llegó una carta documento solicitando 400 mil pesos por daños y perjuicios por haber presentado el amparo que, supuestamente, generó daños y perjuicios a esta empresa. Es inentendible, porque en el 2015 no existía ningún obstáculo para que la empresa consiguiera el permiso de obra del gobierno. Es más, el gobierno en 2017 rechazó los proyectos de la empresa porque no se adecuaban a la cantidad de butacas que decía la ley. No tenemos conocimiento de que actualmente se haya otorgado ningún permiso de obra, no sabemos en qué estado estará el proceso”, explicó Baldiviezo. “Llega esta carta documento pero sin informar cuáles son los obstáculos que actualmente tiene la empresa para avanzar con el proyecto de obras que dependa del accionar de los actores. La empresa no quiso en su momento cumplir con la ley, si ahora está demorado no creemos que sea a raíz de los reclamos de la asamblea, sino una decisión del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires de exigir algo que es su obligación: que se respeten las leyes nacionales y de la Ciudad”, planteó.“El intento de demanda es contra los integrantes de la asamblea que firmaron la acción de amparo, que son dos, en representación de esta asamblea horizontal. Para nosotros es inentendible que, luego de haber firmado un acuerdo judicial, se demande a los vecinos que iniciaron el amparo si luego terminó con un acuerdo de partes. Es algo sorprendente porque no tiene ningún tipo de asidero jurídico. Ya pasaron casi tres años de algunos posibles reclamos que podría presentar la empresa, por lo tanto la demanda o la petición estarían prescriptas”, subrayó Baldiviezo. “Todo daño extracontractual prescribe a los tres años. No entendemos cuál es la intencionalidad de Establecimiento Campana SA, salvo que sea buscar algún tipo de castigo o sanción civil para los integrantes de la asamblea, que no va a dejarlos aislados y, en todo caso, va a responder colectivamente. Vemos que se busca un castigo a una asamblea que fue a la justicia haciendo uso de su derecho de defender bienes colectivos de la Ciudad. Lo que ellos quieren hacer es lo que la ley impide. No quisieron respetar la obligación de hacer una sala con el 90% de las butacas. Eso implica destinar superficie a un teatro y quitar superficie para el edificio de oficinas que ellos querían hacer. Lo que había molestado es cumplir con la ley”, definió. “Es algo que no es una limitación del acuerdo sino de las leyes. Estamos a la espera a ver si deciden avanzar con la demanda de daños y perjuicios o no. No habrá nuevas instancias de conciliación o buscar algún tipo de acuerdo nuevo. No hubo un reconocimiento de nuestra parte de ser responsables de ningún daño, sino de ejercer el derecho a la ciudadanía. Estamos a la espera buscando el apoyo de otras organizaciones y colectivos porque creemos que no es solamente una demanda hacia la asamblea del Cine Teatro Urquiza sino justamente una persecución que se va normalizando y se

Arte en todas sus formas posibles. Colores diversos y fuertes. Calle. Protesta. Alegría. Emoción. Solidaridad. Es difícil pensar en que una jornada de homenaje represente tan bien al homenajeado. Entre risas y llantos ruidosos, Alejandro Cabrera Britos generó ayer una nueva jornada de protesta en defensa del arte callejero. Fue ayer en Diagonal Norte y Florida. Todo el festival fue emitido en vivo por Zona Libre (la radio de Familiares y Amigos de Luciano Arruga), La Retaguardia, Radio Presente y La Colectiva. Compartimos las fotos de González Ve y Juan Cicale, el audio de toda la jornada y los videos en vivo de nuestro Facebook. (Por La Retaguardia) Foto de portada: Parte de la familia de Luciano Arruga con la sonrisa del Topo de fondo pero bien presente. (González Ve) Mónica Alegre pidió que la acompañaran las madres de Pergamino y Nacho Levy, que ya habían hablado. (Foto: González Ve) Las niñas y los niños se divirtieron durante toda la jornada con el arte callejero. (Foto: González Ve) Desde el globo de La Poderosa observa sonriente Alejandro Cabrera Britos, el granprotagonista d ela jornada. (Foto: Juan Cicale) Desde el grupo de madres y familiares de los 7 de Pergamino, una de las causas que motorizó el Topo, vinieron en una combipara participar de la emotiva jornada. (Foto: Juan Cicale) Estuvieron presentes las bandas en las que Alejandro Cabrera Britos era esencial. Pezones Cardozo la rockeó a más no poder.(Foto: Juan Cicale) Con la ilustración de Villy Villian que seguramente se convertirá, como tantas otras, en un clásico), las remeras estuvieronen todos los pechos posibles. (Foto: González Ve) La jornada fue transmitida a través de Radio Zona Libre, La Retaguardia, Radio Presente y La Colectiva.(Foto: González Ve) Pedro Borgobello (a la izq.) y Ezequiel Jusid. Parte de Arbolito participó de la jornada con un set de tres canciones.(Foto: Juan Cicale) La estampita de la suerte y contra los inspectores que se repartió en toda la zona. (Foto: Juan Cicale) El fuego encendido para recordar a un compañero imprescindible. (Foto: Juan Cicale) Nacho Levy de La Garganta Poderosa, con su discurso siempre preciso y oportuno. (Foto: Juan Cicale) Mientras transcurría la tarde, Javier Quintana transformaba la foto icónica del Topoen pintura. (Foto: Juan Cicale) Julio César Creativo también llevó su arte. (Foto: La Retaguardia) Estuvo en el aire todo el tiempo. (Foto: La Retaguardia) Los vientos de Jamaicaderos redoblando el esfuerzo ante la ausencia del saxo, la sonrisa y el ángel del Topo.(Foto: Juan Cicale) Jamaicaderos, encendidos y emocionados (Foto: González Ve) Jamaicadores aportó su set de reagge, ska, la fiesta y la inevitable sensación de pérdida. (Foto: La Retaguardia) Audio de la transmisión completa DESCARGAR

Por razones climáticas la cita se pasó para el 22 de junio, a partir de las 12 del mediodía en Florida y Diagonal Norte. Es el primer Callejerazo del año y tiene por objetivo exigir la regulación del trabajo de los artistas callejeros y vendedores ambulantes, actualmente perseguidos y criminalizados en la Ciudad de Buenos Aires. En el programa La Retaguardia, Pedro Ramírez Otero dialogó sobre el tema con Matías Bregante, integrante de la banda Jamaicaderos. Si bien las leyes no son restrictivas, el gobierno de la Ciudad, la policía y el poder judicial aprovechan vacíos legales para hostigarlos con el objetivo de liberar el espacio público para otro tipo de negocios como los food tracks. (Por La Retaguardia) “Son actividades de organizaciones culturales y artistas independientes, callejeros, de circo y otras artes que confluimos hace más de diez años para conseguir una reglamentación para el arte callejero en la Ciudad de Buenos Aires. Desde hace casi diez años no existen leyes restrictivas pero sí vacíos legales y de ordenamiento en las diferentes carteras del gobierno de la Ciudad. Espacio Público por un lado, Cultura por otro, y no terminan de ponerse de acuerdo, a propósito, para generar esos vacíos. El arte en el espacio público está supeditado a la voluntad o las ganas del gobierno de turno. En los últimos años el Gobierno de la Ciudad -el macrismo- tiene una puja por el espacio público. Es un commodity, un sector de dinero y lo quieren limpiar de toda la venta ambulante, de toda actividad que no sea rentable, que sea para la subsistencia”, aseguró Bregante. “Quieren hacer sus negocios en el espacio público, que suele ser lugares de mucho tránsito, de turismo, céntricos. Para que suceda la venta ambulante y el arte callejero se necesita que haya movimiento y fluidez de gente y de público. El macrismo desde hace rato tiene un plan que es capitalizar ese espacio y transformarlo en un gran negocio. Están detrás de poder operativizar leyes que ya votaron como el corredor de bares a cielo abierto que es una ley de Ritondo de hace unos cinco años, que pretende poner un restaurante en cada parque, en cada plaza. En las peatonales y los lugares de trabajo de los artistas callejeros el plan es ese, que no haya ni vendedores ni artistas y pueda haber algunos negocios”, planteó sobre los intereses detrás de la persecución.San Telmo, la persecución en carne viva “Hay un caso característico que es el de la plaza Dorrego en San Telmo. Históricamente los sábados y domingos tenía una feria de anticuarios. No las casas sino los feriantes que durante años compran y venden, llevan cosas para hacer adornos o recuerdos de la Ciudad, cosas viejas. La corrieron hace algunos años en función de que iban a poner en valor la plaza Dorrego. Los corrieron hacia la calle Defensa, a un lugar que antes estaba vacío. Solíamos tocar ahí con algunos músicos y tuvimos que ir desplazándonos por este movimiento, con el compromiso de que iban a volver a la plaza. No volvieron nunca más, todavía están en Defensa, la plaza está habilitada hace más de un año y medio, pero ahí funcionan las mesas de los bares que están alrededor, y pagan para eso obviamente”, contó Bregante. “El plan es que los comercios, sobre todo restaurantes y venta de comida, terminen poblando los centros turísticos. La plata que le pueden cobrar a un restaurante por tener un carrito o mesas en una plaza nunca va a ser potable con el trabajo de un artista callejero que generalmente gana para subsistir, no mucho más”, aseguró.“El arte callejero en general tiene un carácter que es la itinerancia. La necesidad de moverse. Las bandas podemos llegar a tener uno o dos lugares donde hacer base una vez a la semana y repetir ese espacio, pero por un par de horas. No se pueden saturar los lugares porque mucha gente es la misma. Uno va a la feria de Mataderos, por ejemplo, y un componente es turístico, pero también hay vecinos de Lugano, Mataderos, Tapiales, que pululan y transitan. Por eso uno tiene que ir moviéndose. En esa situación de itinerancia tenemos un poco las de perder frente a un feriante que tiene su puesto, por ejemplo. A un feriante también le convendría poder rotar, pero no hay posibilidad de generar esa rotación. En esa disputa desde hace años estamos detrás de que haya una ley, que haya leyes que no sean restrictivas, protección, que ya se logró”, recordó. “Hay artículos que protegen al artista callejero, que lo quitan de la figura de ruidos molestos pero siguen haciendo contravenciones por ruidos molestos. Ruidos molestos es el de un motor, un caño de escape pinchado. Un artista puede tener mucho o poco volumen, eso se puede medir con un decibelímetro, poner un tope y adecuarse a esas medidas que es lo que corresponde para respetar a todos los transeúntes del espacio público. No es restrictivo de que uno haga o no ese espectáculo. Hoy, aplican la figura de ruidos molestos sin decibelímetro y con el agravante de que los denunciantes son anónimos. Es toda una movida con las policías y fiscalías de turno. En estos lugares grises, inexistentes o transparentes de la ley pueden hacer lo que tengan ganas”, denunció Bregante.¿Qué pasa el sábado 22/6? “Lo que hemos hecho siempre en los callejerazos es una varieté. Un intenso espectáculo de múltiples actividades artísticas. Suele haber bandas y artistas musicales. Entre medio de música, va habiendo otras intervenciones como teatro, clown, circo. Eso sucede en una peatonal, una plaza, un lugar bastante visible, con mucha infraestructura. Hay escenarios, pistas de circo, de malabares, de actividades aeróbicas. Todo eso sucede durante cuatro o cinco horas, con volanteadas, algunos artistas que cuentan la problemática, legisladores comprometidos con intentar que esto tenga otro rumbo. Eso es lo que sucede en la cuestión física, política, artística y cultural. Es un hecho cultural en el que todos los implicados, tanto los artistas