Canción actual

Título

Artista


Justicia

Página: 9


Undécima jornada del alegato del MPF a cargo de la Fiscal Auxiliar Gabriela Sosti. Formulará cargos contra los imputados: Carlos Somoza ( Gordo 2); Miguel Angel Conde (Carames), Hugo Castaño Monge (Yaya), Roberto Julio Fusco (Pajarito), Carlos Daniel Caimi, Arnaldo José Román. Luego comenzará con las imputaciones del Área 400 acusando puntualmente a Francisco Orlando Agostino, Luis Pacífico Britos y Ramón Vito Cabrera.

Declaran Horacio Matoso, Hugo Marini y Armando Ramírez.

https://archive.org/download/oyp-528-18-11-21/OYP%20528%2018-11-21.mp3

Declaran Ernesto “Coco” Lombardi, intendente de Moreno entre los años 1984-1989; y Miguel Ángel Fernández,  ex Director de DDHH Moreno, quien realizó investigaciones sobre el hecho ocurrido en la Quinta La Pastoril y en la Comisaría de Moreno a la que fueron llevadas personas secuestradas en el operativo de las fuerzas conjuntas.

Décima jornada del alegato del MPF a cargo de la Fiscal Auxiliar Gabriela Sosti. Formulará cargos contra los imputados: Luis del Valle Arce (G2). Carlos Javier Tamini (Jefe de Contrainteligencia del Departamento 2 de Institutos Militares). Los enlaces entre El Campito y el D2: Mario Rubén Domínguez, Bernardo Caballero. Carlos Alberto Rojas (de la Sección Perros de guerra y enlace al D2). También formulará cargos contra Carlos Francisco Villanova (Gordo 1), integrante del Grupo de Tareas 2.

Declara el policía Juan Carlos Puyade, uno de quienes participaron del hallazgo de cuerpos en las costas.

Continúan las testimoniales. Viviana Losada, compañera de Rodolfo Ortiz, secuestrado en La Pastoril; y las hermanas Valeria y Soledad Chávez, hijas de Héctor Chávez, asesinado dentro de la quinta.

A ocho meses de la desaparición de Tehuel de la Torre, joven trans de 22 años, su papá Andrés, exige que continúe la búsqueda con vida de su hijo y se investigue la hipótesis de un caso de trata de personas. El martes 9 de octubre a pedido de la fiscal que lleva la causa, el juez Martín Rizzo cambió la acusación contra los detenidos a homicidio en contexto de odio a la identidad de género. Ahora se investiga un asesinato sin cuerpo y sin certezas de muerte. Andrés de la Torre accedió a charlar con medios autogestivos, que elaboramos esta nota colectiva. 📷 Foto: Agustina Salinas  Cuánto puede un cuerpo, el cuerpo de un padre que hace ocho meses busca a su hijo desaparecido. Cuántas veces hay que gritarle a la justicia para que deje de hacerse la sorda. Cómo lograr que la sociedad entienda que las vidas de las personas trans también importan.  “Hace dos meses que la causa está parada. Hace 15 días aproximadamente estuve con el Procurador de la Provincia (Julio Conte Grand). Le llevé mis inquietudes, aunque ya es tarde para ciertas cosas porque pasaron ocho meses. Al mes me di cuenta, y tengo la esperanza que así sea, que Tehuel pueda estar viva, pudo haber sido víctima de una red de trata de personas y esa es la hipótesis por la que más lucho. La fiscalía siempre la buscó muerta, hizo un rastrillaje tras otro y yo siempre peleé para que la buscaran viva con la misma intensidad, pero no sucedió. La alerta naranja la sacaron tres meses después, muy tarde, cuando deberían haberlo hecho a la semana de su desaparición. Pienso que porque es trans o no es la hija de alguien importante, el Poder Judicial y la Policía no le prestó la debida atención y por ese motivo estoy muy enojado”, cuenta Andrés de la Torre en una entrevista virtual organizada por medios autogestivos.  Tehuel de la Torre, el pibe trans de 22 años desaparecido, fue visto por última vez el 11 de marzo cuando se dirigía hacia Alejandro Korn, localidad bonaerense del partido de San Vicente. Luis Alberto Ramos, de 37 años, es el hombre que lo citó en su casa por un supuesto trabajo de mesero y hoy es uno de los dos detenidos e imputado por homicidio en contexto de odio a la identidad de género. El segundo imputado es Oscar Alfredo Montes, un chatarrero de 46 años que aparece en una foto donde se ve a los tres juntos (Tehuel, Montes y Ramos) el día en que desapareció Tehuel. La imagen fue encontrada en el celular de Montes.  En la casa de Ramos encontraron un pedazo de tela quemada que fue reconocida como la campera de Tehuel y partes de su celular. La causa, en la que interviene la Unidad Funcional Descentralizada San Vicente, a cargo de la fiscala Karina Guyot, había solicitado el cambio de carátula, que hasta el lunes 8 de noviembre era de búsqueda de paradero. El juez Martín Rizzo aceptó este martes el pedido y la nueva acusación contra Ramos y Montes es la de Homicidio agravado por odio a la orientación sexual e identidad de género.  La hipótesis de una red de trata de personas Hace ocho meses en nuestro país hay un pibe trans desaparecido y el pasado 6 de noviembre cuando las calles de la Ciudad de Buenos Aires se llenaron de orgullo insurrecto fue la memoria colectiva la que volvió a preguntarse ¿Dónde está Tehuel? a pesar de que no fue una de las consignas principales de la trigésima marcha del orgullo LGTBIQNB+. Para Andrés de la Torre la ausencia de su hijo Tehuel es una herida que se desgarra, sangra y duele todos los días. Su gran motor es no parar de buscarlo. Tocó todas las puertas: fiscalías, ministerios, se reunió con funcionarios/as, con el procurador de la Provincia de Buenos Aires y presentó más de diez escritos ante la justicia con diversos reclamos. Un camino que se vuelve cada vez más desgastante y agotador cuando la justicia no solo es lenta sino también indiferente.  Andrés cree que la negativa de la justicia en avanzar con la hipótesis de que Tehuel podría ser víctima de una red de trata de personas se debe a “una cuestión que involucra al poder político, policial, judicial, en eso me tienen que ayudar los medios a difundir esta hipótesis porque no hicieron nada para buscarla viva”. Adelantó el cambio de la situación de los dos detenidos, que hasta ayer era falso testimonio y entorpecimiento, aunque lo que más le interesa es saber dónde está Tehuel. Y agregó: “La causa tiene más de dos metros de altura pero de qué me sirve si no sé dónde está Tehuel”. De la Torre sostiene su hipótesis a partir de varios indicios y situaciones que llamaron su atención. El 6 de marzo Tehuel le envió un mensaje contándole que el sábado iba a comenzar con un trabajo de mozo. “Después que Tehuel desapareció, Luciana, su pareja, me contó que ese día se pinchó y la llamaron de vuelta el jueves por lo mismo. Yo pienso que no era una entrevista de trabajo, el día sábado no se dio para llevársela y se dio el jueves. Después no se la pudo encontrar más, la buscaron por todos lados con un armamento impresionante, pero mira que casualidad, se olvidaron el celular y la campera media prendida fuego y media rota en el frente de la casa de Ramos, a la vista de todos. ¿No será para desviar la investigación? Ese es uno de los tantos indicios, hay otro más suave, me cambiaron el jefe de la DDI  en plena investigación y después los 100 mil pesos que le depositaron a Ramos en su cuenta. Hace dos meses más o menos que se enteraron de esto y todavía no se sabe de dónde vino esa plata. Toda esa demora cuando es algo que se puede averiguar como mucho en

Declaran Juan Manuel y Luis Alejandro Borzi. Ambos son hijos de Oscar Isidro Borzi.   Oscar fue secuestrado el 30 de abril de 1977.

Como los dos juicios se realizan ante el TOF N°1 de La Plata, aunque con diferentes composiciones, se escuchara un testimonio qaue se tomará en cuenta para ambos juicios: el de Víctor López Muntaner, hermano de Francisco López Muntaner, uno de los desaparecidos en la Noche de los Lápices.  Luego dará testimonio, solo en la causa Garachico, el sobreviviente Walter Docters.